5 Preguntas para saber si tu hijo está preparado para tener un móvil

5 Preguntas para saber si tu hijo está preparado para tener un móvil

Una de las preguntas más frecuentes que se hacen las familias es a qué edad los hijos pueden tener su primer teléfono móvil. La respuesta no es sencilla. No todos los niños están preparados para hacer las mismas cosas al mismo tiempo. Su grado de madurez dependerá mucho del uso que vayan a hacer del smartphone.

Para ayudarte a tomar esa decisión tenemos 5 preguntas con las que decidir si tu hijo está preparado para tener su primer celular.

1. ¿Por qué necesita un teléfono móvil?

Tal vez una de las primeras respuestas que te den es “porque lo tienen mis amigos”, pero no es válida. Cuando hagas esta pregunta a tus hijos se les ocurrirán muchísimas razones por las que deben tener un móvil propio pero tu misión como padre es valorar cuáles de ellas son verdaderamente importantes para dar un smartphone.

Podemos plantear que sería bueno que tuvieran un móvil para ponerse en contacto con nosotros en caso de necesidad. Por ejemplo, si se encuentran indispuestos cuando están con sus amigos o en caso de que no lleguemos a tiempo a recogerles a la escuela. También puede ser una buena herramienta para mantener un nexo de conexión con familiares lejanos, hacer más sencillos los trabajos en equipo del colegio y estar informados de los cambios que pueda tener en sus clases extraescolares. Si tu hijo te expresa alguna de estas razones, quizá ya tengas un motivo para empezar a mirar dispositivos adecuados a su edad.

2. ¿Tener un teléfono móvil le ayudará realmente en su vida diaria?

teléfono móvil

En muchas ocasiones los niños no necesitan tener su propio smartphone. Si el mayor motivo por el que tu hijo quiere disponer de uno es para hablar con sus amigos a través de redes sociales o jugar a determinadas apps, debes plantearte que no lo necesita. Es tan sencillo como que se conecte a través de la tableta familiar o de tu teléfono móvil.

Pero es posible que los niños te reclamen tener una mayor privacidad en sus conversaciones y estés de acuerdo.  En este caso piensa en regular el horario y las condiciones de uso para evitar utilizaciones inadecuadas y que los niños puedan llegar a tener dependencia.

3. ¿Es tu hijo lo suficientemente responsable para cuidar de un smartphone?

Este tipo de tecnología es muy costosa, por eso tenemos que dejarla en manos de los niños cuando tengan el grado de madurez suficiente como para hacerse responsables del cuidado del aparato. Este es uno de los motivos por lo que no hay una edad delimitada para tener un smartphone. Todo dependerá de la forma de ser del niño. Mientras unos son responsables y cuidan de sus objetos, otros son olvidadizos y no tienen cuidado con lo que manejan lo que, posiblemente, ocasionará caídas y roturas. Quien mejor conoce a tu hijo eres tú, por eso debes decidir si es suficientemente responsable para dejar en su poder un objeto tan caro.

En caso de que te decides a comprar un móvil a tu hijo te recomendamos que mantengas una charla. No está de más recordar que hay que mantenerlo seco, controlado, pero no en lugares a la vista de todo el mundo para evitar robos, y tener cuidado a la hora de guardarlo.

También puede ser que tu hijo, aunque no esté preparado para un objeto tan caro, sí lo necesite. De ser así opta por comprar un modelo más sencillo con el que pueda hacer llamadas y esté conectado contigo siempre que quiera pero que, en caso de pérdida, no suponga un problema económico para la familia.

4. ¿Cuál es el nivel de madurez de tu hijo frente a las nuevas tecnologías?

uso teléfono móvil

Si dejas un smartphone en manos de tu hijo querrá tener acceso a toda la tecnología que pone a su disposición este pequeño aparato. Tenemos que tener en cuenta que nuestro hijo es lo suficientemente responsable como para hacer un uso adecuado de la cámara, los mensajes y las redes sociales que pueda tener en el dispositivo. No obstante, es recomendable establecer controles parentales y, si fuera necesario, limitar su uso a llamadas o mensajes.

Además, hay que establecer una serie de normas para que los niños hagan un uso adecuado de la tecnología: no tener encendido o al alcance de la mano el móvil durante las comidas y cenas, no decir nada a través de mensajes ni redes sociales que no sería capaz de expresar frente a frente y nunca subir imágenes de otros sin permiso.

5. ¿Te sientes preparado como padre para que tu hijo tenga un teléfono móvil?

Somos los padres los que debemos guiar a nuestros hijos en la transición al mundo de la tecnología. Por ello, como orientador y guía, deberás estar preparado para afrontar el uso de un smartphone. Para ayudar a tu hijo tienes que conocer cómo funciona el dispositivo, las aplicaciones que le interesan, las redes sociales a las que puede o no acceder, los sitios web recomendables para él y aquellos que no lo son, o el uso de contraseñas seguras.

Si al final decides que vas a comprar un teléfono móvil a tu hijo, te interesa repasar lo que el niño debe saber antes de darle su primer smartphone y estos consejos para evitar que el uso de las pantallas pueda afectarles en un futuro.

También te puede interesar:

¿Qué opinas? Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *