Cómo ha cambiado la comunicación entre padres e hijas: ahora ellas hablan de sexo con los padres

Cómo ha cambiado la comunicación entre padres e hijas: ahora ellas hablan de sexo con los padres

Hay creencias que tenemos que revisar. Por ejemplo, la que nos dice que si en casa hay que hablar sobre relaciones personales y sexualidad los niños pedirán el consejo de los padres y las niñas el de sus madres. Puede que, con el paso del tiempo, esta afirmación sobre la comunicación en el seno de las familias no sea cierta.

Una reciente encuesta realizada por la Campaña Nacional de Prevención del Embarazo Adolescente y No Planificado (The National Campaign to Prevent Teen and Unplanned Pregnancy) de Estados Unidos indica lo contrario. Los datos ponen de manifiesto que la mayoría de las chicas jóvenes buscan el consejo de sus padres, y no de las mujeres de su familia, en sus relaciones.

El resultado de este estudio indica que la confianza y la comunicación en el seno de las actuales familias está cambiando. Las hijas ya no tienen temor o vergüenza a hablar de su vida privada con sus padres y los hombres se sienten preparados para dar recomendaciones sobre relaciones, sexo, control de natalidad y embarazo a sus hijas.

comunicación padres e hijas

El 60% de los padres cree estar muy preparado para aconsejar sobre relaciones 

El estudio sobre la comunicación familiar se basa en entrevistas a 1.012 padres con hijas con edades comprendidas entre los 13 y 29 años que se ofrecieron voluntarios. A los hombres se les preguntó sobre el nivel de influencia que consideran que tienen en sus hijas en cuestiones relativas a las relaciones amorosas y sexualidad. En este sentido, los progenitores consideran el peso de sus recomendaciones es variable dependiendo de la raza.

Así, un 67% de los padres afroamericanos valora estar muy preparados para dar consejos de relaciones amorosas a sus hijas y un 65% para orientar sobre sexo, embarazo y control de natalidad.

En el caso de los padres latinos, un 60% se cree muy preparado para asesorar sobre relaciones y un 49% para dar consejos sexuales.

Las cifras bajan entre los padres blancos donde un 54% se cree muy preparado para recomendar sobre relaciones y el 59% para hablar de sexo embarazo y control de natalidad.

A pesar de que las hijas pidan el consejo de sus padres y ellos se consideren preparados para abordar estos temas, solo el 34% se cree muy influyente en las opiniones y decisiones de niñas y jóvenes sobre relaciones personales. La cifra baja hasta el 22% en influencia en las opiniones de sus hijas sobre sexo.

comunicación entre padres e hijas

Comunicación en familia

Los datos demuestran que ya no son las madres las que tienen que hablar desde su propia experiencia con las hijas. Cada vez más los padres requieren información sobre métodos anticonceptivos, embarazo y sexualidad para afrontar las preguntas de sus hijas.

Es muy importante que en la familia se aborde la educación sexual desde edades tempranas para que los niños y niñas vivan su desarrollo con normalidad, acepten los cambios que se van a producir en su cuerpo y evitemos, llegada a la adolescencia, embarazos no deseados.

Otro campo en el que padres y madres tienen un papel fundamental es en asesorar a sus hijos como debe ser las relaciones afectivas que tengan con otros. Las familias tienen que estar atentas a posibles síntomas que nos indique que nuestra hija tiene una relación tóxica. Los datos son esclarecedores. Según el último estudio sobre percepción social de la violencia de género en la adolescencia y la juventud uno de cada tres jóvenes considera inevitable alguna forma de control a la pareja.

Esta es una tarea de padres y madres en la que debemos implicarnos para evitar que las parejas de nuestras hijas impongan un control de horario, impidan que vean a familiares o amistades, digan lo que deben o no deben hacer, o controlen, por ejemplo sus mensajes telefónicos. Además de hablar de sexualidad, las familias tenemos que inculcar a nuestros hijos que los celos no son ninguna expresión de amor, tal y como opinan muchos jóvenes.

También te puede interesar:

¿Qué opinas? Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *