Cómo fomentar la creatividad de nuestros hijos para ayudarles a resolver problemas

Cómo fomentar la creatividad de nuestros hijos para ayudarles a resolver problemas

La creatividad es una capacidad cognitiva que supone una forma diferente de ver el mundo. No solo la pueden aplicar a las disciplinas artísticas sino que les ayuda a procesar la información y a resolver problemas. Nuestros hijos pueden ser más o menos creativos pero es una aptitud susceptible de ser desarrollada por todos. Pero si no se estimula ni se desarrolla puede ser inhibida.

Una personalidad creativa tiene grado elevado de características como la imaginación, la curiosidad, la capacidad para asumir riesgos o la flexibilidad. También suelen tener una alta tolerancia a la frustración y mucha intuición. El psicólogo Howard Garner en su libro Creatividad aplicada a una apuesta de futuro define al individuo creativo como una persona que resuelve problemas con regularidad, elabora productos o define cuestiones nuevas en un campo, de modo que al principio es considerado nuevo, pero que al final llega a ser aceptado en un contexto cultural concreto. Nuestros hijos tienen una creatividad innata pero tenemos que fomentarla para que se convierta en una herramienta para resolver problemas. La creatividad es fundamental para su desarrollo personal y su madurez.

Nuestros hijos tienen que ser capaces de defender sus ideas y su criterio propio. Debemos ayudarles a decidirse y a asumir riesgos aunque se enfrenten a las ideas de los demás. Si lo hacen no solo irán construyendo una personalidad original sino que será beneficioso para su desarrollo. Nuestros hijos tienen que vivir la experiencia mágica de arriesgarse a crear un mundo nuevo.

niño fomentando su creatividad con la pintura para resolver problemas

Consejos para fomentar la creatividad para resolver problemas

Si queremos que nuestro hijo sea creativo, tenemos que fomentar esta capacidad todos los días. La creatividad les ayudará a tener su propio criterio y a resolver problemas de su vida diaria. Os vamos a dar varios consejos para que nuestros hijos puedan desarrollar su creatividad en familia.

1. Momentos para crear

Nuestro hijo necesitará un espacio en la casa para poder desarrollar su creatividad. Puede ser su habitación o un cuarto de estar donde juegue con sus hermanos. Un lugar donde pueda pintar con los dedos o pueda sacar todos los disfraces y elegir el que prefiere. También necesitará tiempo para desarrollar esa creatividad. Los padres tenemos que intentar que nuestros hijos tengan tiempo libre todos los días para jugar y también para aburrirse. Momentos libres de estudio y de obligaciones y en los que su juego no esté dirigido por los adultos.

2. Valora sus ideas

Si queremos que sean creativos, tenemos que dejarles seguir su intuición y respetar sus ideas. Si valoramos sus creaciones les ayudaremos a respetar las creaciones de sus compañeros y amigos. Nuestros hijos tienen que sentir nuestro apoyo constante pero también tenemos que ser sinceros en nuestras opiniones.

3. Fomenta su criterio propio

Otra de las claves para fomentar su creatividad es intentar que desarrollen su propio pensamiento. Tienen que saber valorar sus propias creaciones y las de los demás. Deben aprender desde pequeños a tener su propio criterio aunque en ocasiones sus opiniones no nos gusten o no nos parezcan apropiadas.

niños realizando manualidades creativas

4. La aventura de experimentar

Una buena idea es exponer a nuestros hijos a nuevas experiencias. Por ejemplo los niños aprenderán y disfrutarán si conocemos en familia nuevos lugares y realizamos viajes. Intenta que conozcan nuevas culturas y que vean tu respeto por lo diferente. Si nosotros apreciamos lo que se sale de la norma, ellos seguro que seguirán nuestro ejemplo. Deben saber que vivimos en un mundo global y que lo diferente enriquece nuestra visión de lo que nos rodea.

5. No le corrijas constantemente

Tenemos que ayudar a nuestros hijos a que piensen por sí mismos. No tenemos que decirles qué colores deben utilizar para un dibujo o que adjetivos para una poesía. Tenemos que dejar que ellos prueben y experimenten técnicas y métodos diferentes. Les podemos aconsejar pero nunca decirles lo que tienen que hacer. Además tampoco debemos corregir a nuestros hijos constantemente. Si colorean fuera del cuadro o escriben un cuento indescifrable debemos animarle a que lo repase pero no decirles que lo ha hecho mal y especificarle los errores. Si le corregimos constantemente solo lograremos aumentar su frustración y que pierda la ilusión por su nueva afición.

actividad creativa para resolver problemas

6. Fomenta sus gustos y aficiones

Si nuestro hijo le gusta el arte, tenemos que llevarle a visitar museos y enseñarle obras que les puede interesar. También podemos gracias a Internet descubrir obras de pintores que le puedan entusiasmar. Lo mismo ocurriría con la música, la literatura, el cine o cualquier disciplina artística. Tenemos que darle la oportunidad de conocer y desarrollar aquello que les llama la atención. También podemos apuntarles a clases extraescolares sobre disciplinas artísticas que les puedan interesar. En casa podemos dedicar nuestro tiempo de calidad con nuestros hijos a disfrutar de estas aficiones.

7. Sin miedo a los riesgos

Ser creativo significa no tener miedo a cometer errores y a equivocarse. Nuestros hijos tienen que saber que su creatividad les hará diferentes y únicos. Si repiten lo que hacen los demás nunca serán capaces de crear nada nuevo. Nuestros hijos tienen que ser capaces de defender sus ideas y su criterio propio. Debemos ayudarles a decidirse y a asumir riesgos aunque se enfrenten a las ideas de los demás. Si lo hacen no solo irán construyendo una personalidad original sino que será beneficioso para su desarrollo. Nuestros hijos tienen que vivir la experiencia mágica de arriesgarse a crear un mundo nuevo.

También te puede interesar:

¿Qué opinas? Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *