Brexit explicado a niños

“Los niños no deben hablar de lo que no saben”, “no es un tema para niños”. Esta suele ser la perspectiva que tenemos de la participación de los menores en la política. Sin embargo, afecta también a la infancia y no deben ser ajenos a ciertas situaciones. Hay que involucrarlos de una manera sencilla, sin saturarlos, para que lo entiendan.

Para explicar un fenómeno político, es importante encontrar un símil para introducir a los niños en el asunto y no les resulte tremendamente aburrido. En este caso, Reino Unido podría compararse con Pinocho o Elsa de Frozen, ambos se sienten diferentes, lo que propicia la huida de su lugar de origen. Ambos buscan vivir nuevas y numerosas aventuras, pero también pueden tropezarse con una ballena o un invierno eterno.

Los pasos que debemos seguir para que los niños entiendan algo tan complejo deben ser claros y sencillos:

  • ¿En qué consiste? Brexit es la mezcla de ‘Britain’ (Reino Unido) y ‘Exit’ (Salida), es decir, consiste en la Salida del Reino Unido de la UE. Para decidir si este proyecto se llevaba a cabo o no, se convocó un referéndum. Las opciones a votar de los ciudadanos de Reino Unido eran: 1. Permanecer en la UE. 2. No permanecer en la UE
  • ¿Cuáles son los motivos?

    A favor del abandono de Reino Unido: Los simpatizantes están en contra de la factura que hay que pagar por formar parte de la UE. Están a favor de controlar las fronteras para reducir el número de inmigrantes, ya que quitan oportunidades de empleo.

    En contra del abandono: Ventajas económicas, ya que la UE es su principal mercado. Los que están en contra piensan que la salida del Reino Unido provocaría un desastre económico. Ventajas de seguridad, sobre todo ante la amenaza terrorista.

  • Ahora que ha salido que SÍ al Brexit, Reino Unido tendrá dos años para fijar condiciones para finalmente salir de la UE.

Los niños deben conocer lo que sucede en el mundo, aunque demasiada información puede confundirlos, por lo que debemos tratar de explicárselo de forma general.

También te puede interesar:

¿Qué opinas? Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *