Entre las almenas del Castillo de Burgalimar

El impresionante Castillo de Burgalimar (del árabe Bury al-Hammam), se encuentra en la localidad jienense de Baños de la Encina, en una zona que antiguamente era el camino de Córdoba al Puerto de Muradal, hoy Almuradiel, que era el que se usaba antes que Despeñaperros, para pasar de Andalucía a entonces La Mancha a finales del siglo XVIII. ¿Os apetece conocer su historia?

Pues esta fortaleza fue mandada construir por el califa cordobés Alhaken II, para acuartelar a las tropas beréberes alistadas para las campañas anuales contra los cristianos, finalizándose en el año 968 d.C. Este carácter militar se refleja tanto en los materiales que se usaron para construirlo, como en la forma en que fue levantado, ya que se usó tabiyya, un material típicamente árabe hecho de arcilla, arena, cal y piedras pequeñas, muy rápido de hacer y muy barato, en contraposición con las cuidadas obras de mampostería o sillares. Además, sus torres se construyeron sobresaliendo totalmente del paño de la muralla, permitiendo mejorar la defensa al cubrir lateralmente a los atacantes, lo que no era muy frecuente en las construcciones militares del siglo X, por lo suele ponerse de ejemplo en las escuelas de arquitectura.

CastillodeBurgalimar_interior

Después de varios intentos de arrebatar el Castillo a los musulmanes de forma definitiva, perpetrados primero por Alfonso VII y posteriormente por Alfonso VIII de Castilla y Alfonso IX de León, fue Fernando III de Castilla  el que, en 1225, se hizo con la fortaleza. Después ésta pasó a manos del Arzobispo de Toledo y a la orden de Santiago. En 1458, Enrique IV, se lo cedió como señorío al Condestable Lucas de Iranzo. Cuenta la leyenda  que, estando la Reina en el castillo de Baños de la Encina, allá por el año 1189, tuvo allí a su hijo Fernando, que después sería conocido como Fernando III el Santo.

El Castillo tiene catorce torreones  rectangulares y uno pentagonal, ya que la muralla hace un quiebro que obligó a que éste tuviera esa forma. Sobre una de las torres originales, encontramos la principal modificación cristiana, la Torre de Homenaje, que a los niños les hará mucha gracia saber que también se la conoce como  “Almena Gorda”. Esta torre de dos plantas, que no existe en los castillos musulmanes, es de estilo gótico y sí está construida en mampostería irregular, con forma semicilíndrica al exterior, es decir, que no mira a la campiña, sino hacia el interior de la población, proyectándose por encima de ella, lo que  parece indicar que la fortaleza fue transformándose poco a poco, en un edificio señorial.

CastilloBurgalimar_puerta

Al gran patio de armas se accede por una puerta que mira al éste, entre dos grandes torres  y cubierta por un gran arco de herradura, donde había una inscripción con  el nombre de quien mandó construir la fortaleza, el autor y la fecha de finalización de la obra. Actualmente, esta inscripción la podemos ver en el Museo Arqueológico Nacional. En el interior del patio hay un aljibe dividido en dos naves separadas por pilares y cubierto por una bóveda de medio cañón. También se puede observar la otra modificación de la época cristiana: la construcción de un alcazarejo mediante la creación de una muralla interior compuesta por un poderoso torreón circular, del que hoy sólo se conserva la base, y dos lienzos que unían ésta con los muros laterales, de los que hoy sólo queda parte de uno de ellos.

CastillodeBurgalimar_aljibe

El Castillo de Burgalimar, fue declarado Monumento Nacional Histórico-Artístico en 1931 y está incluido en el catálogo general del patrimonio histórico Andaluz, siendo una de las fortalezas musulmanas mejor conservadas de Europa, pues el recinto de plana oval, se mantiene prácticamente igual que el original, ya que en época cristiana no sufrió grandes modificaciones.

Otra novedad de esta magnífica fortaleza, es que ostenta un privilegio que no tiene ningún otro castillo de España ¿queréis saber cuál es? Pues que en su Torre del Homenaje ondea, junto con  la bandera de España y la de Andalucía, la bandera azul con el círculo de estrellas amarillas del Consejo de Europa, privilegio concedido con motivo de la celebración del milenio de la construcción del castillo y que, además de éste, sólo tiene el Castillo de Florencia en Nápoles.

CastillodeBurgalimar_banderas

En este castillo, durante todo el año, se realizan numerosas actividades, como certámenes, recitales, presentaciones, festivales, etc. y  también ha sido utilizado como escenario para el rodaje de películas y series. Se pueden realizar visitas guiadas mediante reserva.

Consulta más actividades con niños en Jaén

¿Qué opinas? Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Castillo de Burgalimar
23711 Baños de la Encina, Jaén España
Cómo llegar




Edad: Todos los públicos