Paseo en familia por el singular Jardín Botánico Hoya de Pedraza

El Jardín Botánico Hoya de Pedraza, situado en el macizo central de Sierra Nevada, a unos 1900 metros de altitud, no es un Jardín Botánico cualquiera. En él se encuentra representada la riqueza y diversidad de la vegetación típica de montaña, acogiendo numerosas especies raras y exclusivas, también llamadas endémicas, algunas de ellas en peligro de extinción, por lo que están protegidas, asegurando así su supervivencia. ¿Damos una vuelta para conocerlo?

El Jardín consta de 16 hectáreas, con unas 3.500 plantas de 285 especies diferentes, procedentes de las cumbres de Sierra Nevada y su ladera alpujarreña, la Sierra de Filabres de Almería y  las Sierras de Lújar, la Contraviesa y Gádor.

J.B. Hoya de Pedraza_excursión

Este Jardín Botánico se organiza en cuatro grandes áreas: Unidad de Vegetación Silicícola; Unidad de Vegetación Calcícola; la Vegetación de Riberas y el Jardín de Especies Amenazadas, en el que se reúnen las joyas vegetales de los sectores biogeográficos representados en el Jardín y que necesitan atención permanente para evitar su extinción, ya que, la actuación de los seres humanos, muchas veces poco repetuosa con los procesos naturales y las consecuencias que esto conlleva, como por ejemplo el cambio climático, son una de las causas de su delicada situación. El él,  podremos ver colecciones de especies agrupadas por su ecología (interrelaciones de los diferentes seres vivos entre sí y con su entorno), como sotobosques de encinares, roquedos y cascajales silíceos o pastizales hidrófilos, entre otras. Junto al Jardín de Especies Amenazadas, podemos ver la parcela de Cultivos Tradicionales, dedicada a los cultivos que existían en Sierra Nevada hasta mediados del siglo XX.

JardinBotanicoHoyadePedraza_Anthyllis_tejedensis_Habitus

Las plantas, están identificadas con placas que contienen el nombre común en castellano y científico en latín, seguido por el nombre de los autores que la describieron, familia botánica, distribución geográfica y grado de amenaza, que se simboliza con los siguientes iconos: rojo para las especies en peligro de extinción; amarillo para las vulnerables y naranja para las que tienen un interés especial.

En la parte opuesta del Jardín encontramos El Laberinto, un recorrido imaginario desde  el mar a la montaña. En algunos rincones, encontraremos plantas que viven a diferentes altitudes y que nos pueden ayudar en nuestra “excursión a las cumbres”.

JB_HoyaPedraza_laberinto

Para llegar al este singular jardín, tomamos la carretera A-395 que une Granada con la estación de esquí de Sierra Nevada, y a cuatro kilómetros de la misma, a la altura del Km. 27.8, nos lo encontramos.

Se puede visitar en primavera y en otoño, pero debemos tener en cuenta que, aunque no sea invierno debemos ir, tanto niños como adultos, suficientemente abrigados y con calzado adecuado, ya que estamos en plena sierra y a bastante altitud.

Si queremos aprovechar la excursión para ver más cosas, podemos acercarnos al pueblo de Monachil o a la misma estación de Sierra Nevada y darnos un paseo admirando las impresionantes vistas de la sierra granadina.

Consulta más actividades con niños en Granada

Foto1: Flickr

¿Qué opinas? Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Jardín Botánico Hoya de Pedraza
Carretera Sierra Nevada, Km. 27, 18193 Monachil, Granada España
Cómo llegar


Edad: Todos los públicos

Precio: Gratis