El ejercicio como juego

Con la llegada del buen tiempo se pueden ampliar las posibilidades de divertirse junto al perro, más allá del simple paseo por el parque. Existen diversas actividades, y algunas se han convertido en auténticos deportes caninos, con competiciones internacionales. Este es el caso del agility, quizá el más conocido de todos, que consiste en la superación de diversos obstáculos por parte del perro, que es guiado por el conductor.Por supuesto, el perro requiere entrenamiento para poder conseguir la maestría de los grandes campeones.

Otro de los deportes que cada vez tiene más adeptos es el canicross, ideal para quienes tienen el hábito de salir a correr pero que hasta ahora no lo hacen con su perroEn este caso el perro ayuda al corredor tirando de él ligeramente, lo que se consigue con una buena línea de tiro atada a la cintura. Aquí quien manda es el perro, así que hay que estar a su altura.

Por supuesto, si se desea que el perro haga el mayor ejercicio posible pero no se puede correr junto a él, aunque se quiera, se tiene la opción del disc dog, es decir, el lanzamiento de un plato (o frisbee) diseñado especialmente para desplazarse por el aire un buen rato, el suficiente para que el perro pueda alcanzarlo antes de que caiga al suelo. ¿El inconveniente del disc dog?, que en muchas ocasiones el dueño tarda más en aprender a lanzar el disco que el perro en aprender a cogerlo.

Hay otras actividades deportivas que se pueden realizar con el perro, como la adaptación del mushing a las estaciones en las que no hay nieve, el flyball el dogdancing, por citar solo tres, pero independientemente de la elección, se debe ajustar a las características del perro y no forzar más allá de sus límites naturales.

Por ello, se debe empezar poco a poco, para que el animal vaya cogiendo forma, y aumentar el esfuerzo paulatinamente; no se pueden practicar por cachorros, por perros muy mayores o por ejemplares de tamaño gigante, en este último caso porque sus articulaciones se resentirían gravemente. Tampoco es recomendable que los practiquen los perros de constitución braquicéfala, es decir, con la nariz chata, en este caso porque no suelen tolerar grandes esfuerzos físicos.

Foto: Dan Masa Flickr

También te puede interesar:

2 comentarios

  1. Dan Masa

    la foto de este articulo es mia, http://www.danmasa.it (el perro de la foto es el mio).
    por favor, pongan los creditos fotograficos!!! es obligatorio!
    gracias

    dan

    1. Buenos días,

      Disculpa las molestias, ya hemos añadido la autoria de la imagen y lo hemos vinculado a tu perfil de Flickr. De nuevo, te pedimos perdón por los inconvenientes que te haya podido ocasionar.

      Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *