Mi papá también es importante

Los expertos coinciden: los papás son fundamentales y deben ocuparse de sus bebés tanto como las mamás, aunque para ello deberán luchar contra un sentimiento que se produce en casi todos los casos: el de aislamiento.

En palabras de Violeta Alcocer, psicóloga especialista en infancia y crianza, “el hombre se siente desplazado en los primeros meses de vida porque efectivamente lo está. El bebé irrumpe en la relación de ambos progenitores con fuerza y, mientras que la mamá tiene en el bebé un enamorado, el papá tiene más dificultades en comprender que mamá y bebé también le necesitan para apoyar, proteger, participar y velar por la buena marcha del día a día tras la llegada del pequeño”.

Conviene que los papás no olviden, comenta Violeta, que el bebé ya conoce a su mamá y depende de ella para funciones insustituibles pero tendrá que hacer el esfuerzo de incorporarse a esa díada poco a poco y con tacto. “No se trata de permanecer siempre en segundo plano, sino de descubrir cuál es su nuevo e importantísimo papel y disfrutar de una nueva relación tanto con su hijo como con su pareja”.

El papá de América Armin Brott es uno de los grandes expertos en paternidad de Estados Unidos. Escritor de siete libros, todos ellos grandes éxitos de ventas, presentador de varios programas de radio y televisión y colaborador en Newsweek, The New York Times Magazine, Men’s Health y otros tantos medios escritos. Este especialista ofrece sus consejos a sus seguidores. Brott asegura que, a lo largo de sus más de quince años de carrera, las dudas de los papás se han mantenido: “cómo se coge a un bebé, cómo va a cambiar mi vida, podré hacer ahora todas aquellas cosas que quiero hacer, mi relación con mi pareja volverá a ser la misma, podré volver a ver a mis amigos como antes…”. Los papás americanos y españoles comparten esas preguntas y las respuestas, dice Brott, son también las mismas: “poco a poco todas se encuentran respuestas”.

El papá de América envía a través de Sapos y Princesas unos cuantos consejos a los hombres para que comprendan mejor su papel como papás:

  • La clave para no perder su puesto es protegerlo, “En Estados Unidos se espera que el padre tenga un papel tan importante como la madre pero ya desde la consulta del ginecólogo las cosas no son tan fáciles: los médicos tienden a arrinconarles y dirigirse sólo a las futuras madres por lo que a ellos sólo les queda aislarse o preguntar sin descanso, preguntas inteligentes, para hacerse notar y permanecer en el plano que les corresponde”.
  • Las madres no nacen enseñadas, ellas también aprenden.
  • “Los papás deben comprender que las mamás no son mejores de manera natural en el cuidado de los hijos sino que socialmente tienen más fácil el aprendizaje porque dedican más tiempo a su cuidado, las bajas por lactancia las benefician laboralmente, y pierden el miedo del mismo modo que los padres: probando y equivocándose.
  • Nadie nace sabiendo poner pañales o hacer papillas”.
  • Los papás no deben perder oportunidades, tienen que practicar el cuidado de sus hijos.
  • “El vínculo entre padre e hijo puede ser más o menos igual que el que se crea entre madre e hijo pero los padres tienen que aprovechar cada oportunidad que tengan para estar con sus hijos y practicar cómo cuidarlo: hay que practicar, practicar y practicar”.
  • Es importante saber que no todo es tan bonito como nos contaron.
  • “Vemos en el cine y en la literatura que la llegada de un bebé es algo maravilloso y que el enamoramiento es inmediato pero la realidad no es así en absoluto: lleva un poco de tiempo conseguir ese enamoramiento, hay que conocer al bebé y comprenderle para que se produzca”.
  • No desistas, aprende.
  • “Un consejo para las mamás: si no sabemos cómo hacer las cosas, no nos corrijais.  Aprenderemos. Aunque parezca que debes enseñarnos, eso siempre crea un sentimiento de rechazo vuestra pareja acabará la conversación con el típico: Entonces, hazlo tú”.

Cada minuto cuenta para crear un vínculo fuerte con tu hijo.

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *