Disfruta en familia por los ríos navegables

Si quieres pasar unas vacaciones diferentes, ahora de la mano Guía Repsol es posible, gracias a la recopilación que han hecho de los ríos navegables de España. Así que prestad atención a la selección de las mejores rutas para conocer España a través de sus ríos. Una alternativa estupenda y asequible para que la familia al completo disfrute este verano de una forma atractiva y fresca.

Un país o una región puede conocerse de muchas maneras y la Guía Repsol ofrece una alternativa que antaño era vital y que con el paso del tiempo ha quedado relegada. A bordo de curiosas embarcaciones, podréis vivir auténticas aventuras por los ríos españoles: el Guadalquivir, el Duero, el Guadiana y el Ebro.

A las orillas del Duero 

duero

Entre la provincia de Salamanca y Zamora, se esconde un Parque Natural que aguarda los rincones más vírgenes de España. Precisamente, a la zona más agreste y atractiva solo se puede acceder por las apacibles aguas del río Duero. Lo más recomendable es acercarse a la localidad de Corporario y embarcarse en uno de los espectaculares catamaranes que regenta la empresa El Corazón de los Arribes. Cada una de sus modernas embarcaciones panorámicas realiza una ruta de hora y media que permite disfrutar de la fauna y la flora que aguardan en la ribera del río. Para rematar la jornada, el restaurante Casa Mati es perfecto para degustar la auténtica comida local.

Bienvenidos al sur

real-fernando

En la desembocadura del río Guadalquivir, en Sanlúcar de Barrameda, encontramos un barco con mucha solera, el Real Fernando. Remonta el río a lo largo de 14 de sus 657 kilómetros navegables, brindando una perspectiva diferente de uno de los mayores atractivos naturales andaluces, el Parque de Doñana. Además, la desembocadura del río está poblada de restaurantes especializados en productos del mar, como Casa Bigote o Casa Juan entre otros.

guadiana

El Guadiana también tiene un tramo navegable en el que pequeños cruceros exploran la frontera entre España y Portugal. Las embarcaciones de Transporte Fluvial del Guadiana además ofrecen la magnífica oportunidad de admirar desde al agua el imponente Puente Internacional del Guadiana, uno de los más largos de España.

Aspirantes a patrones

ebro1

El Ebro también alberga muchas opciones para adentrarse en sus aguas sobre la cubierta de un barco. Diferentes localidades, desde Zaragoza a Tortosa, brindan experiencias náuticas para todos los gustos, entre las que destaca la de la empresa Badia Tucana. Los más intrépidos podrán incluso alquilar un bote que les permite navegar por el cauce del Ebro sin necesidad de permisos. Además, los barcos están equipados como auténticas casas flotantes y convierten la experiencia en una aventura apta para toda la familia.

¡No lo pienses más y disfrutad en familia de unas vacaciones diferentes, gracias a la Guía Repsol!

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *