Un plan para cada día de las vacaciones de Navidad

Queridos padres, empiezan las vacaciones de Navidad… Por delante tenemos más de 15 días para estar con nuestros hijos, algunos de ellos mientras nosotros trabajamos, y lo cierto es que a veces no podemos dedicarles toda la atención que demandan o que quisiéramos.

“Me aburro” suele ser una de sus frases más oídas estos días cuando no hay nadie con quien puedan entretenerse y jugar. Para evitar esta situación, lo mejor es preparar una habitación o un rincón amplio en el salón donde puedan moverse y jugar, darles espacio para que durante buena parte del día trabaje su imaginación y donde, al menos, siempre haya libros, cuadernos y lápices. Para el resto del día os hemos preparado un calendario con muchas ideas diferentes para estos días de vacaciones.

23 de diciembre

El primer día de vacaciones aprovechamos para que todo esté a punto para estas fiestas. Terminar la decoración de casa y aportar algún adorno navideño hecho con nuestras propias manos es un buen plan casero para inaugurar las vacaciones. También podéis empezar una manualidad para sorprender a los abuelos el día de Reyes y que os mantenga ocupados a lo largo de todas las vacaciones.

24 de diciembre

¿A qué jugamos esta Navidad? ¿Qué tal si proponemos a los niños preparar algo para sorprender a todos los familiares por la noche? Pueden recitar un poema, improvisar un teatro inventado por ellos, cantar una canción o un villancico, hacer un truco de magia, preparar algún juego para divertirnos después de la cena, etc.

25 de diciembre

Es un día en el que también se celebran muchas reuniones familiares y en el que a muchos hogares llega Papá Noel con regalos. Entre juego y juego haced partícipes a los niños de las celebraciones, que ayuden a poner la mesa y aporten, incluso, alguna receta fácil que puedan hacer con vosotros.

26 de diciembre

Los que estéis en Madrid podéis aprovechar para visitar la gymkhana luminosa en Madrid Río, pero estéis donde estéis es un buen día para bajar las copiosas comidas de los días anteriores, por lo que ir a un parque a desfogarse y correr se postula como la mejor opción. Informaos de la actividad navideña de vuestro pueblo o ciudad para sacarle el máximo partido a las vacaciones yendo a patinar, a ver un belén, o a algún taller navideño…

27 de diciembre

Hoy jugamos en casa. Un juego de mesa puede ser una de las opciones más recurridas, pero podemos buscar algo más original, como por ejemplo un concurso de dibujo. Con unas pinturas y unos folios, los niños pueden representar su momento preferido del año y llevarse un pequeño premio, algo sencillo, como unos lápices de colores o un cuento. Otras opciones pueden ser un concurso de canciones, bailes o pequeñas representaciones teatrales.

28 de diciembre

Es el Día de los Inocentes, un día que les encanta a los niños. Si los niños ya son mayores podemos contarles la historia del rey Herodes y después aprovechar para ir a comprar alguna broma o idear alguna con ellos para hacer a los primos o a los abuelos. Aprovecha para que usen su imaginación y desarrollen su sentido del humor.

29 de diciembre

Antes de que llegue Fin de Año podemos hacer tarjetas para desear un Feliz Año Nuevo a nuestros familiares y amigos y, de paso, ¡que los Reyes les traigan muchas cosas!

30 de diciembre

Una buena idea para acabar el año puede ser hacer una acción solidaria. Expliquemos a nuestros hijos, siempre en función de su edad, las diferentes situaciones en las que se encuentran las personas y los niños en nuestro país y fuera de él y pensemos en hacer algo solidario con ellos o dejémosles que nos sorprendan, a ver qué se les ocurre. También podemos aprovechar para hacer limpieza de juguetes y concienciar a nuestros hijos de la importancia de un consumo responsable.

31 de diciembre

Mientras preparáis la cena y os encargáis de que todo esté listo, vuestros hijos pueden ir escribiendo en un papel sus deseos para el Año Nuevo. Además, podéis pedirles que os ayuden a preparar la mesa o las uvas para cada uno de los invitados. Ponerles un delantal o un gorro de chef es una manera de que se sientan como todo unos anfitriones.

1 de enero

Empezad el año con un buen chocolate con churros para asentar el estómago y después, está claro, el cuerpo nos pide cine. Hay dos opciones, manta, sofá y peli (o pelis) en casa o una visita al cine, la cartelera está boyante estos días.

2 enero

No hay vacaciones que se precien sin una visita a una exposición. Si vives en una ciudad lo tienes muy fácil y si no, acércate a tu centro cultural o museo más cercano, seguro que hay alguna exposición interesante para visitar en familia.

3 de enero

Hoy puede ser un gran día para ir a ver un buen espectáculo: teatro, títeres, magia, circo, conciertos… La oferta estos días es muy grande así que seguro que encontramos algo que se ajuste a nuestros gustos y a la edad de nuestros hijos.

4 de enero

Quizá es el día para visitar un centro comercial y hacer las compras de última hora. Podemos quedar con amigos y familiares y dejar a los niños en un parque de bolas, ludoteca o taller un rato para que suelten adrenalina. Atentos también a las cabalgatas de municipios y barrios que se suelen celebrar un día antes de las grandes cabalgatas de las ciudades.

5 de enero

¡Qué nervios! Para paliar tanta emoción contenida hay que salir a la calle. Bajo ningún concepto tengáis a los niños en casa el 5 de enero, se puede hacer el día más largo de vuestra vida. Salid a comer fuera, id a merendar con primos, amigos… y terminad el día yendo a una Cabalgata de Reyes Magos y coger caramelos, no olvidéis la cámara para inmortalizar sus caras cuando pasen frente a ellos. También os aconsejamos tener a mano algo para apuntar estos días, seguro que vuestros hijos no os defraudan con sus ocurrencias, preguntas y frases geniales. ¡No olvidéis inmortalizarlas, les encantará escucharlas dentro de unos años!

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *