Con motivo de nuestro décimo aniversario, el Observatorio de Sapos y Princesas preguntó a nuestros lectores por diferentes temas de interés para los padres -ocio dentro y fuera de casa, educación, salud, psicología, tecnología, lectura…-. En lo que se refiere a educación, los temas que más preocupan a los padres resultaron ser estos: método educativo, bilingüismo y acoso escolar, por este orden.

El aumento del fracaso escolar en nuestro país es uno de los motivos por los que el método educativo ha cobrado más protagonismo en los últimos años. El principal problema es que en la mayoría de los colegios se sigue enseñando como hace 30 años con métodos muy poco participativos. Sin embargo, está demostrado que el entusiasmo favorece el aprendizaje y que los niños motivados rinden más y aprenden de manera más natural. Los padres debemos transmitir esa ilusión por aprender a nuestros hijos. Hay muchas cosas que sutilmente podemos hacer desde casa si sabemos los temas que están tratando en el cole. Por ejemplo, acudir a un museo o exposición relacionado con lo que estén estudiando, acompañarles a la biblioteca o a la librería a escoger libros, buscar películas ambientadas en una época o que traten aspectos relacionados con la materia, hacer algún trabajo manual, investigar por internet y debatir sobre lo que hemos aprendido a la hora de la cena, viajar, salir al campo… Pero, sobre todo, escucharlos, pedirles su opinión, dejarles desarrollar sus gustos y criterios propios. En definitiva, dejarles pensar y saber cómo piensan.

Respecto al bilingüismo, todos sabemos lo necesario que es el inglés para poder acceder al mercado laboral. También está demostrado cómo el aprendizaje de un segundo idioma estimula y favorece el desarrollo del cerebro. Es verdad que no todo el mundo puede permitirse ofrecer una educación bilingüe a sus hijos y que el bilingüismo de los colegios públicos no alcanza el nivel deseado, pero también podemos desde impulsar desde casa el aprendizaje de un idioma escuchando música, yendo a espectáculos y viendo la televisión siempre que sea posible en inglés o estableciendo la alternancia de las lecturas de placer en uno y otro idioma. Si nosotros sabemos inglés, hablémosles en él, enseñémosles al menos vocabulario a partir de nuestras conversaciones cotidianas. Saquemos también el inglés de las aulas para ayudarles a soltarse y familiarizarse con él.

Las nuevas tecnologías también nos aportan muchas herramientas para hacer del aprendizaje algo divertido. Son muchas las aplicaciones especialmente diseñadas para este fin que nos pueden ser útiles. En este aspecto, también sería muy positivo que el profesorado contara con una formación adecuada para aprender a manejar y conocer los recursos disponibles a su alcance para impartir su materia.

En cuanto al acoso escolar, no debemos olvidar que somos los padres y no el colegio los que sentamos las bases de la educación de nuestros hijos fortaleciendo su autoestima y nivel de empatía, e inculcándoles desde que son pequeños el respeto a los demás y el rechazo a la violencia.

En definitiva, hay muchas cosas que podemos hacer desde casa para estimular a nuestros hijos, motivarlos y despertar su interés por el aprendizaje, aprovechémoslas, el tiempo pasa muy deprisa.

 

 Nora-Kurtin2Nora Kurtin
Fundadora de Sapos y Princesas

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *