Combatiendo la "fiebrefobia"

Normalmente la fiebre y la tos son dos de los motivos principales por los que se consulta más frecuentemente a los pediatras de Atención Primaria. Sin embargo, para los especialistas es más importante conocer el origen de la fiebre y el estado del niño, que la temperatura en sí.

Los padres debemos saber que la fiebre es una respuesta por parte del organismo para hacer frente a las infecciones y la tos sirve para eliminar secreciones.
La llamada “fiebrefobia” o miedo de los padres a la fiebre en los niños suele surgir por desconocimiento o por considerar que puede ser perjudicial y provocar convulsiones.
Por ello los pediatras de atención primaria aconsejan que los padres recibamos una educación sobre qué es la fiebre y cómo hay que tratarla. Según el doctor Ugarte “debe tratarse el dolor o las molestias que causan la fiebre y no la fiebre en sí misma”.
La tos aguda suele ser también una causa frecuente de consulta, además de ser un síntoma molesto que dificulta el descanso tanto de niños como de mayores. A veces se puede intentar buscar una solución administrando algún fármaco para aliviar las molestias, pero debemos recordar que debemos estar seguros de sus efectos adversos y que no sea dañino para el niño.
Desde Sapos y Princesas y la AEPap queremos recordar que la educación sanitaria de las familias es fundamental para el tratamiento de la tos y la fiebre.

También te puede interesar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *