Museo Arqueológico Provincial de Sevilla

Este museo es uno de los más importantes de los museos arqueológicos de España por la calidad de conservación de sus obras y la extensión de su colección.

Destacan los restos de la época romana e hispanorromana, procedentes en su mayor parte de Itálica. A estos hallazgos hay que añadir las donaciones de particulares e incluso del Ayuntamiento de la ciudad. Destacan también las piezas de etapas prerromanas por la calidad de su conservación.

La visita

Este museo cuenta con tres plantas divididas en salas con objetos datados en la época prehistórica hasta la Edad Media.

La planta baja expone material de yacimientos prehistóricos provinciales en orden cronológico. La planta principal muestra material de la época romana y posteriores que proceden también de la provincia aunque en mayor parte se excavaron de la ciudad de Itálica.

Quizá la pieza más destacada de este museo es el Tesoro del Carambolo, un ajuar funerario de la época de los Tártaros (su original está a buen recaudo en una caja fuerte) que data del año 650 a.C. 

La planta primera está reservada a investigadores y distintos servicios del museo.

A partir de la sala 26, comienza la colección medieval, con piezas paleocristianas, visigodas y califales.

El propio museo propone distintas opciones para recorrer sus salas. Conoce las propuestas de recorrido del Museo Arqueológico de Sevilla.

La ubicación

El Alcázar fue su primera sede. Más tarde se trasladó al antiguo Convento de la Merced, donde se encontraba el Museo de Pinturas, pero pronto se quedó pequeño, debiendo buscar una nueva ubicación. Esta se encontró en el Pabellón de Bellas Artes de la Exposición Iberoamericana de 1929, en el Parque de María Luisa.

El nuevo museo se inauguró en 1946, con ocho salas, Biblioteca y Dirección. El 1 de marzo de 1962, el edificio y las colecciones del museo fueron declarados Monumento Histórico Artístico.

Finalmente, a lo largo de los años 70 se reorganiza el museo, sufriendo obras de ampliación y mejora, inaugurándose diecinueve salas más, hasta las 27 actuales.

Las familias pueden disfrutar de distintas actividades organizadas específicamente para ellos a lo largo del curso escolar (no hay actividades durante el verano), como talleres, visitas guiadas y otras. Consultar aquí la información específica para familias.

También organiza un amplio programa educativo, entre el que destaca la actividad “la pieza del mes” que busca acercar al público una pieza en concreto, cuyas características e historia se abordan desde un enfoque atractivo de la mano de expertos.

Por la amplitud de la colección y las características del museo, al visitarlo con niños es convenientes hacer un acercamiento divertido de la mano de alguna de las actividades en familia que organiza a lo largo del año. De esta manera los más pequeños lo disfrutarán más.

Aprovechando su ubicación, es fundamental completar la vista con un paseo por el Parque María Luisa.

Si os acercáis a este museo en coche, podéis aparcar en los Aparcamientos Cubier o en las calles adyacentes.

Consulta más planes en familia sobre museos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Museo Arqueológico de Sevilla
Plaza de América, s/n Parque de María Luisa, 41013 Sevilla, Sevilla España
Cómo llegar




Edad: De 0 a 12

Precio: gratis